Truco motivador para tu entrenamiento HIIT

Seguro que estás al tanto de los beneficios de HIIT (entrenamiento a intervalos de alta intensidad), desde la rápida pérdida de grasa hasta la mejora de tu estado físico.

Pero cuando uno sabe ya está con seríes de decenas de burpees e innumerables alpinistas, puede ser difícil encontrar la motivación para seguir con el resto de series.

La buena noticia es que una nueva investigación publicada esta semana en la revista Psychology of Sport and Exercise, realizada por un equipo de la Universidad de Columbia Británica (UBC) Okanagan, en Canadá, y de la Universidad Brunel, en Londres, muestra que la música de tempo rápido puede hacerte sentir con mucha energía para continuar hasta el infinito y más allá!

Sí, tu clásico favorito de los noventa en Ibiza podría ser el secreto de una sesión de entrenamiento intenso de siguiente nivel:)

 

Música HIIT: por qué una melodía adecuada puede turboalimentar tu entrenamiento

Después de reunir a un grupo de adultos para evaluar la motivación de cada uno en un conjunto de 16 canciones, los académicos que trabajaron en el proyecto tomaron las tres más valoradas para el estudio.

Un grupo separado de 24 participantes completó un entrenamiento de tres sprints de 20 segundos, para totalizar un minuto de trabajo duro. Las sesiones se completaron bajo tres condiciones: con música motivacional, con un podcast o sin sonido. 

Naturalmente, los participantes reportaron un mayor disfrute del ejercicio cuando la música estaba en marcha, y los datos también demostraron que tenían ritmos cardíacos elevados y alcanzaron su potencia máxima en ese momento.

La música se utiliza normalmente como estrategia disociativa. Esto significa que puede desviar la atención de las respuestas fisiológicas del cuerpo al ejercicio, como el aumento de la frecuencia cardiaca o el dolor muscular.

Pero con el ejercicio de alta intensidad, parece que la música es más efectiva cuando tiene un ritmo rápido y es altamente motivadora. También cree que la música podría ser una zanahoria para que la gente menos activa se mueva.

La música puede ser una estrategia práctica para ayudar a las personas que no son lo suficientemente activas a sacar más provecho de sus entrenamientos HIIT e incluso puede fomentar la participación continua.

Investigaciones anteriores publicadas en la revista Nature Neuroscience encontraron que la música estimula los sentimientos de euforia, motivación y recompensa.

Por lo tanto, escuchar música mientras se ejercita aumenta el estado de ánimo y crea una asociación positiva entre esa actividad y esos sentimientos.

 

¿Todavía no conoces Bailonga Fitness?

Accede a 269 vídeos desde el primer momento.

Nuevo contenido cada semana.

Sin permanencia ni períodos mínimos.

Tú eliges la duración, intensidad y dificultad.

Ponte en forma a tu ritmo y desde casa

PROBAR GRATIS